Control de gestión

¿En qué consiste?

Sistema de control de gestión

El sistema de control de gestión ofrece a las empresas un análisis de la información de la empresa para analizar el resultado económico de la empresa y mejorar y facilitar la toma de decisiones.

Control de Gestión, ¿en qué consiste?

La alta competitividad existente hoy en el mundo empresarial y la cantidad de variables que debemos tener en cuenta para conocer la situación y evolución de todos los recursos de una empresa nos ha llevado a desarrollar sistemas de gestión que den respuesta a la complejidad de la organización. Estos sistemas implican una definición de la información, interpretación de la misma e implementación de modelos preventivos que nos ayuden a tomar decisiones.

 

sistema de control de gestión

¿Qué analiza este sistema?

En este sistema se analiza tanto la información interna como externa de la empresa, para conocer de forma más profunda el estado económico y financiero de cada empresa.

El control de gestión debe ser:

  • Adaptable a las necesidades concretas de nuestra empresa.
  • Entendible, fácilmente interpretable.
  • Rápido y flexible.
  • Capaz de medir el cumplimiento de cada uno de los objetivos de la organización.

Así pues, los primeros pasos consistirán en analizar el funcionamiento interno, definir los objetivos y determinar con qué recursos contamos. Con esta información podremos identificar los indicadores que debemos tener en cuenta, tanto cuantitativos como cualitativos para poder valorar el grado de cumplimiento de cada objetivo y establecer sistemas de alerta para poder responder con agilidad ante cualquier cambio y poder reorientar nuestro rumbo.

Evolución

El sistema de control de gestión ha ido evolucionando con los años pasando de una metodología correctiva a una preventiva. Ahora no nos conformamos con un análisis de los motivos de las desviaciones para aplicar correcciones, ahora requerimos un análisis más adecuado y que nos permita tomar decisiones estratégicas ante cualquier posible desvío de nuestros objetivos antes de que éste se produzca. El seguimiento de la evolución nos da la oportunidad de reaccionar para corregir o reajustar las vías de consecución de nuestras metas.

Así podemos decir que un sistema de control de gestión nos ayuda a ser más competitivos, alineando recursos y esfuerzos para alcanzar los objetivos.

¿Cuáles son los beneficios de contar con un buen sistema de control de gestión? 

El control de la empresa es fundamental para evaluar el grado de cumplimiento de los objetivos previstos y tomar las decisiones correctas en el presente y en el futuro.

En todas las empresas, sean del tipo que sean, se encuentran implicadas distintas áreas, pero todas inciden de forma similar en el funcionamiento global de una organización y en la obtención de los resultados deseados. Con un sistema de control de gestión, tendremos la capacidad de obtener una visión global imprescindible para la toma de decisiones.

Un sistema de control de gestión trata de mejorar la competitividad de una empresa. Un complemento perfecto para llevar a cabo una gestión de negocio eficaz y eficiente. Controlar y conocer todos los datos de nuestra empresa y conectarlos con la toma de las decisiones se convierte en una de las tareas más complicadas y más relevantes que debemos realizar.

 

Un buen modelo de gestión debe poder:

  • Estudiar y analizar la situación económica-financiera de tu negocio
  • Planificar estrategias y comprobar su efectividad
  • Ayudar en la toma de decisiones y anticipar problemas
  • Controlar la evolución de la empresa y los recursos
  • Llevar a cabo puestas en marcha y reestructuraciones de mejoras en todos los ámbitos
  • Realizar variedad de actividades relacionadas con los presupuestos: elaboración de los mismo, informes, apoyo en la gestión, análisis de sensibilidad, …
  • Estudiar y analizar tu optimización bancaria
  • Valorar los bienes de tu empresa
  • Analizar y elaborar proyectos de Inversión
  • Asesorar en los proyectos de Internacionalización

Cómo sacar el mayor partido a un sistema de control de gestión

Los sistemas de control de gestión están formados por diferentes elementos, todos ellos influyen en los resultados de una empresa, y son todos juntos los que nos ayudan a conocer la situación económico-financiera de una empresa.

Con el avance de la tecnología implementada en las empresas, tenemos la facilidad de poder gestionar una gran cantidad de información y poder ver, de un sólo vistazo, la situación tanto global como detallada de la empresa.

Implementar un sistema de Financial Modelling puede ayudar a las empresas a la hora de sacar el mayor partido a su sistema de control de gestión y a reducir los esfuerzos que debemos dedicar al reporting.

Se trata de introducir dentro del proceso del control de gestión una estrategia que sobre una base analítica nos dote de mayor confianza para la toma de decisiones. Cada compañía es única y de igual forma debe serlo el Financial Modelling que se diseñe. También se puede incorporar un Financial Tabular Model que automatice los informes y resultados financieros.

El éxito dependerá de la capacidad del modelo para adaptarse a las necesidades concretas de cada empresa.

Nuestros próximos

Cursos

Sorry, nothing found.